15 jun 2018

"SALVA" EL KIOSQUERO CON SU CARRITO-KIOSCO


Hoy es un día importante para este blog y para su manager blogger. El día en que se puede ver con claridad lo que siempre he dicho de como un carro se trasformó en un pequeño kiosco.

La descripción de alguna manera está reflejada en “Aquellos Maravillosos Kioscos” con algunos ejemplos de estos carritos-kioscos, aunque con una visión de los mismos en las imágenes un tanto lejana.

Hoy lo que buscaba hace tiempo, lo tengo en mis manos, por fin!! Con unas imágenes en primer plano del carrito-kiosco y con una vida como testigo de aquel que fuera kiosquero del pequeño carrito de chuches y baratijas.

Salvador Sánchez Gómez, “Salva” el kiosquero. Tenia este pequeño establecimiento artesanal en madera, ubicado en plena calle Jaime Segarra, en el popular barrio de Carolinas, no muy lejos del colegio Publico Cervantes. “Salva” ya lo heredó de su padre y éste a su vez de su madre, la abuela de Salva fue la que inició el negocio como "pipera" y este carro que hizo sus primeras apariciones en esta calle tan conocida de la ciudad de Alicante, cuando terminaba su tarea de despachar con la chavalería y con los caprichos de algún que otro adulto, recogía el carro y lo guardaba en el portal donde vivía la abuela de Salva, hasta el otro día que volvía a sacarlo al mismo punto.

Con el tiempo “Salva” muy reconocido y respetado en el barrio, le hizo ese adosado en madera al carro para poder transformarlo en un kiosco lleno de baratijas , como muestran las imágenes, se puede apreciar bien algunos artículos: cubos de playa y palas, pelota, baratijas como coches , hacha india, pelotas de cuero cosido con gomas elásticas, galletas, roscos morenos de anís... Este y no otro es el verdadero carrito de los años 60 y 70 que pudimos disfrutar en varios puntos de la ciudad de Alicante. Y por extensión en otros muchos lugares de España.

“Salva” en sus más de cuarenta años de profesión tuvo un carrito, luego un pequeño carrito-kiosco, más tarde un pequeño local hasta que se cambio justo enfrente a un local mayor conocido como “Kiosco Salva” y todo en la misma calle Segarra, por la que yo mismo paso, tantas tardes en mi acostumbrado paseo. Ahora tengo un buen motivo, cada vez que pase por ella para decir, aquí un día estaba el carrito de “Salva” que hizo feliz a tantos niños de mi generación. Yo también tuve mi carrito preferido en un barrio más al norte de la ciudad...

Las imágenes apenas las he editado, no las he mejorado porque quiero que guarden esa esencia que tienen de antaño.

Dar las Gracias a un amigo y compañero:

A Luis Miguel Sánchez Moreno. Hijo de “Salva” el Kiosquero. Que me ha prestado estas imágenes de su familia.

De profesión periodista y escritor, autor de varios libros de la parte social alicantina, de sus tradiciones y de algunas de sus entidades más reconocibles de la ciudad como el Hércules club de fútbol, las Hogueras, o el coso taurino alicantino. ( A la llum de... El Cortes Inglés; Pedro Espadero Fuego en el Alma; el coleccionable Historia Viva del Hércules (1022-1994) y La Plaza de Alicante tiene vida (160 años de la Historia de un coso)... entre otros.

Les dejo las imágenes para que disfrute de un kiosco de los años 60 y de su kiosquero... Muchas Gracias “Salva” por tantos años de calle y de paciencia con los que eramos tan solo unos niños en aquellos años.

Las imágenes son personales y de su dueño. Están sujetas a derecho.





Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...